1945

Una poderosa corriente silenciosa: Las mujeres y la migración

En una fábrica tailandesa, junto a la frontera con Myanmar, una mujer joven con rostro suavemente redondeado y grandes ojos, confecciona alhajas de fantasía para su exportación a América del Norte. Su nombre es Saokham; gana 140 baht tailandeses (aproximadamente 3,50 dólares EE.UU.) por día. En esta parte del mundo, es un salario respetable, particularmente para alguien que creció en la miseria en una aldea serrana de la provincia de Shan (Myanmar). Aun cuando Saokham recibió ocho años de enseñanza escolar gratuita, no pudo continuar su educación porque sus padres eran demasiado pobres para sufragar las matrículas escolares. A los 14 años de edad siguió los pasos de su hermana mayor—que se había marchado del hogar hacía dos años—y emigró a la vecina Tailandia. Actualmente, vive con su joven esposo en una comunidad de compatriotas, cerca de la frontera con Myanmar. Dice: “Ahora que vivimos en Tailandia, tenemos dinero para comprar alimentos y para gastar. La vida es cómoda. En mi pueblo natal no teníamos trabajo, salvo en tareas agrícolas”.

Sustainable Development Goals:
/content/books/9789210603614c003
dcterms_title,dcterms_subject,pub_keyword
-contentType:Journal -contentType:Contributor -contentType:Concept -contentType:Institution
10
5
Chapter
content/books/9789210603614
Book
false
Loading
This is a required field
Please enter a valid email address
Approval was a Success
Invalid data
An Error Occurred
Approval was partially successful, following selected items could not be processed due to error